700.000 personas mueren por suicidio al año, una de cada 100 muertes

La Organización Mundial de la Salud ha alertado de que cada año se suicidan 700.000 personas en todo el mundo, lo que supone que una de cada 100 muertes es autoinfligida, y propone reducir un tercio esta tasa para 2030.
Escrito por: Natalia Castejón

17/06/2021

700.000 muertes por suicidio al año

Los suicidios suponen un gran peso en el número de muertes anuales en todo el mundo. La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha alertado de ello en su informe ‘Suicidio en todo el mundo en 2019’, pues según sus estimaciones cada año se quitan la vida 700.000 personas, lo que supone que una de cada 100 muertes globales son autoinfligidas.

Para que nos hagamos una idea de lo que este número supone, mueren más personas como resultado de un suicidio que por el VIH, el cáncer de mama, la malaria, los homicidios o la guerra. Debido a esto, la OMS ha propuesto una serie de directrices para mejorar la prevención y la atención al suicidio, con las que pretende reducir un tercio esta tasa para el año 2030.

Entre los 15 y los 29 años el suicidio es la cuarta causa principal de muerte, detrás de traumatismos en carretera, tuberculosis y violencia interpersonal

“No podemos, y no debemos, ignorar el suicidio. Cada uno es una tragedia. Nuestra atención a la prevención del suicidio es aún más importante ahora, después de muchos meses viviendo con la pandemia de COVID-19, con muchos de los factores de riesgo de suicidio (pérdida del trabajo, estrés financiero y aislamiento social) todavía muy presentes. La nueva guía que la OMS está publicando hoy proporciona un camino claro para intensificar los esfuerzos de prevención del suicidio”, ha declarado el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la OMS.

Los hombres se suicidan más que las mujeres

En el documento dado a conocer se informa del perfil personal con más probabilidades de suicidio. Y es que, más del doble de los hombres se quitan la vida en comparación con las mujeres, y es algo más común en países de ingresos altos, en el caso de los varones, y en los países de ingresos medios-bajos en el de las féminas.

Entre los 15 y los 29 años el suicidio supone la cuarta causa principal de fallecimiento, detrás de los traumatismos en carretera, tuberculosis y violencia interpersonal. Según explican desde la OMS, las tasas de fallecimientos por suicidios de 2019 en África, Europa y Asia Sudoriental fueron más elevadas que el promedio mundial, mientras que en otros países se ha reducido.

Las tasas de suicidios generales se han reducido un 36% entre el 2000 y 2019, excepto en las Américas, donde este tipo de fallecimientos han aumentado un 17%

A nivel mundial las tasas de aquellos que fallecen por su propia voluntad se han reducido un 36% entre el año 2000 y 2019, siendo la más llamativa la bajada de un 49% en el Pacífico Occidental y un 47% en la Región de Europa. Sin embargo, en las Américas esta tasa ha aumentado hasta un 17% en el mismo periodo de tiempo.

Cuatro estrategias contra el suicidio

Aunque supongan muchas muertes cada año, la OMS subraya que solo 38 países cuentan con una estrategia nacional de prevención del suicidio. Por ello, instan a que más países tomen conciencia de este gran problema y para ayudarles publica una guía completa para prevenir el suicidio, llamada LIVE LIFE. Este documento cuenta con cuatro estrategias de enfoque:

  • Restringir el acceso a medios de suicidio, como armas de fuego o plaguicidas, estos últimos responsables del 20% de los suicidios.
  • Enseñar a los medios de comunicación a divulgar una información responsable acerca del suicidio, contrarrestando los informes, por ejemplo, de los casos de muertes autoinfligidas en famosos con otras positivas de casos rehabilitados. Además, explican que si se describe cómo esa persona se ha quitado la vida puede fomentar el aumento de muertes por imitación.
  • Fomentar las habilidades socioemocionales en los adolescentes, pues la mitad de los problemas de salud mental aparecen antes de los 14 años. Para evitarlo se promueve la salud mental y el antibullying con apoyo y protocolos claros al respecto.
  • Tener la capacidad de identificar de manera temprana, evaluar, manejar y hacer seguimiento de todas aquellas personas que tengan pensamientos y comportamientos suicidas.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD