El tumor cerebral infantil más letal podría ser tratable con un virus

Una nueva terapia basada en un virus oncolítico modificado para tratar el glioma difuso intrínseco de tronco, el tumor cerebral infantil más letal, demuestra su seguridad y eficacia, y abre una vía de esperanza para mejorar la supervivencia.
Escrito por: Eva Salabert

01/07/2022

Virus vence un tumor infantil letal

Una novedosa terapia en la que se emplea un virus oncolítico (diseñado para atacar únicamente a las células cancerosas) se ha utilizado por primera vez a nivel mundial para tratar a pacientes con glioma intrínseco difuso de tronco, el tumor cerebral que más muertes causa en niños, y se ha comprobado que este procedimiento es posible de realizar y seguro y apenas tiene efectos adversos.

PUBLICIDAD

Esta nueva y esperanzadora vía para tratar el tumor pediátrico más letal se ha probado en un ensayo clínico realizado por especialistas de la Clínica Universidad de Navarra con 12 niños afectados por este tipo de cáncer y sus resultados se han publicado en la prestigiosa revista científica New England Journal of Medicine.

“El glioma intrínseco difuso de tronco es un tumor maligno que infiltra el tronco cerebral y que por tanto afecta a estructuras vitales del sistema nervioso central provocando manifestaciones neurológicas graves. Se trata de un tumor agresivo, con un pronóstico todavía sombrío”, explica el Dr. Jaime Gállego, especialista del Departamento de Neurología de la Clínica Universidad de Navarra y coordinador de su Área de Tumores Cerebrales.

PUBLICIDAD

Un virus oncolítico modificado se inyecta en el tumor cerebral

El virus oncolítico que se ha utilizado en el ensayo es un adenovirus, un tipo de virus que provoca cuadros catarrales, y ha sido desarrollado en el laboratorio de los Dres. Juan Fueyo y Candelaria Gómez-Manzano, del MD Anderson Cancer Center de Houston, y con quienes colaboran el Laboratorio de Terapias Avanzadas para Tumores Sólidos Pediátricos del Cima y la Clínica Universidad de Navarra.

Este virus se ha modificado genéticamente para que solo pueda infectar, replicarse y matar de manera selectiva a las células tumorales. Además, ejerce otro efecto antitumoral adicional al potenciar la respuesta del propio sistema inmunológico del paciente frente al tumor. La Dra. Marta Alonso, directora del Laboratorio de Terapias Avanzadas para Tumores Sólidos Pediátricos del Cima y de la Clínica Universidad de Navarra ha explicado que los autores del ensayo han podido “analizar el tumor y su microambiente antes del tratamiento, y han podido comprobar los cambios producidos y la respuesta inmune antitumoral desencadenada tras la administración del virus”.

“El ensayo ha demostrado que la inyección intratumoral de un virus oncolítico en estos tumores del tronco cerebral es realizable y se abre como una nueva vía de tratamiento”

Los investigadores inyectaron el virus en 12 pacientes pediátricos con diagnóstico reciente de glioma intrínseco difuso de tronco, procedentes de España y de otros países europeos. “En la misma intervención realizamos primero una biopsia del tumor y, a continuación, inyectamos el virus en su interior”, explica la Dra. Sonia Tejada, especialista en Neurocirugía responsable de la intervención quirúrgica.

PUBLICIDAD

“Hasta hace poco tiempo, estos tumores localizados en el tronco cerebral no se biopsiaban ni analizaban por el riesgo de secuelas neurológicas derivadas de la propia biopsia. Este ensayo no solo ha permitido obtener muestras de los tumores y caracterizarlos molecularmente, sino que ha demostrado que la inyección intratumoral de un virus oncolítico en estos tumores del tronco cerebral es realizable y se abre como una nueva vía de tratamiento”, explican los Dres. Gállego y Tejada.

Los resultados del ensayo han demostrado que esta terapia es realizable y segura, ya que los efectos adversos que se han registrado son en su mayoría leves y tolerables. “A los pocos días de la operación los pacientes recibieron el alta del hospital y procedieron a tratarse con radioterapia en sus respectivos centros. Al tratarse de un ensayo fase I realizado en un número muy reducido de pacientes no podemos extraer conclusiones sólidas sobre la eficacia del tratamiento, aunque es cierto que la mayoría de los pacientes han tenido una supervivencia mayor de la esperada, un resultado esperanzador que anima a seguir explorando esta alternativa terapéutica”, afirma la Dra. Marta Alonso.

PUBLICIDAD

“Al carecer de un tratamiento eficaz para este tipo de tumor, hay un flujo constante de estrategias que se abren y se cierran”, añade la Dra. Alonso. “Gracias a este ensayo académico disponemos de una esperanza, una vía más prometedora para seguir avanzando hacia la cura de esta enfermedad”. Actualmente se usa radioterapia para tratar este tipo de glioma, pero la mitad de los niños que la reciben no sobreviven más de un año.

Actualizado: 1 de julio de 2022

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD