Té, infusiones saludables
Los diversos tipos de té tienen muchas propiedades beneficiosas que te conviene conocer, aunque se recomienda un consumo moderado, porque estimula el sistema nervioso y eleva la tensión. Conoce las claves para prepararlo.

Té blanco

Actualizado: 23 de junio de 2022

El té blanco ha ido ganando aceptación entre los aficionados al té. Quizá sea porque se trata de una bebida delicada y con múltiples propiedades beneficiosas como, por ejemplo, su capacidad para contribuir a bajar de peso; o quizá por ser conocido como el ‘té de las modelos’ (Tokio Té –contiene una mezcla de té blanco y verde–) por sus beneficios para la piel.

PUBLICIDAD

El té blanco se recoge cuando salen los primeros brotes de la planta del té, y reciben ese nombre debido a que tiene una cobertura blanca de fibras. Al recogerse antes de que las hojas se abran los brotes tienen todos los nutrientes intactos, y para preservarlos la manipulación es mínima, tan solo se dejan secar un poco las gotas externas y una vez recogidas, estas yemas jóvenes se marchitan y se secan al sol para interrumpir su oxidación.

Propiedades del té blanco

Se trata de un té con un gran poder de acción sobre la zona digestiva, ayuda al tránsito intestinal y, por tanto, es un buen eliminador de grasas y toxinas, además de ser diurético. Además, el té blanco reduce los triglicéridos y el colesterol. Es un potente antioxidante gracias a su alto contenido en polifenoles, lo que confiere beneficios en la protección frente al cáncer, y no presenta casi ninguna contraindicación, ya que tiene un nivel de teína muy bajo.

Té blanco

Una de las características del té es que tienen pocas calorías, y el té blanco no es una excepción. Por ello es una opción saludable para hidratarse a la vez que ayuda a desintoxicar el organismo. Aunque se produce en exclusiva en ciertas zonas montañosas de China –su recolección es casi artesanal, de ahí su elevado precio– puedes encontrarlo en numerosos herbolarios.

PUBLICIDAD

Suele ser tomada por deportistas, como regenerante de células y del cuerpo en general tras una competición o un entrenamiento. Tiene la ventaja de que al no estar muy procesado ni oxidado no contiene grandes cantidades de cafeína, por lo que no supone un riesgo para el descanso.

Contraindicaciones del té blanco

En general, no se suele recomendar que los niños beban té, ni siquiera su variedad más light, el té blanco. En el caso de las mujeres lactantes y las embarazadas, aconsejamos que se consulte con un médico, ya que hay diferentes opiniones sobre si se debe o no tomar el té blanco en estos casos.

PUBLICIDAD

Creado: 10 de junio de 2011

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD