PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Chía
La mitad de los españoles presenta niveles altos de colesterol. De América Latina nos llegan las semillas de chía, que se presentan como una buena opción para el tratamiento natural de esta dolencia y rebajar el LDL.
Escrito por Jordi Cebrián, Periodista especializado en plantas medicinales

Usos de la chía en la cocina

Ensalada con chía

La chía se puede utilizar como sustituto del huevo.

Puedes encontrar semillas de chía en tu herbolario, establecimiento de dietética y en muchos supermercados. Sus beneficios, de cara sobre todo a la reducción del colesterol o el control del estreñimiento la han puesto de moda en los estantes de numerosos establecimientos.

Pero antes incluso que una planta medicinal, la chía es un recurso alimentario, que tuvo una gran importancia en la América precolombina. Aún hoy día se elaboran harinas, purés, panes y bebidas con ella, y se han empleado como espesante natural. Los veganos aprovechan la chía como un sustituto del huevo en sus recetas.

Las semillas de chía se incorporan en el yogur o la leche, espolvoreadas sobre ensaladas, sopas, panes y pasteles. Y se integran en muy diferentes recetas, como las que te señalamos a continuación, rescatadas de internet y otras fuentes por si quieres buscar y probar a elaborarlas o degustarlas:

  • Galletas de trigo con chía.
  • Galletas de avena, ciruela y chía.
  • Bizcochos de chía y fresones.
  • Sorbete de mandarina con semillas de chía.
  • Granadas con crema de chía.
  • Pudin vegano con chía e higos.
  • Pudin con leche de almendras y avellanas, frutos del bosque y chía.
  • Batido de plátano, piña y chía, con leche de almendras.
  • Batido de zanahorias, plátano, manzana y semillas de chía.
  • Horchata de chía con arroz y nueces.
  • Yogur con plátano, nueces y chía.
  • Cuscús con semillas de chía.
  • Ensalada con nueces y chía.

Actualizado: 14 de Agosto de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD