La EFSA evalúa positivamente el gusano de harina como alimento

La EFSA publica la evaluación de un producto alimentario basado en insectos y concluye que el gusano de la harina seco o en forma de polvo no plantea problemas para la salud, aunque puede provocar reacciones alérgicas.
Escrito por: Natalia Castejón

15/01/2021

Imagen de un bol de harina y gusanos

La entomofagia –el consumo de insectos por humanos– está de moda, pues ya son varios los supermercados que venden productos que los contienen. Ahora la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha publicado un informe sobre su evaluación de un insecto comestible, concretamente el gusano de la harina o larva de escarabajo oscuro (Tenebrio molitor larva).

La conclusión a la que han llegado los investigadores del organismo europeo es que ingerir este insecto seco como snack o en polvo para elaborar otros alimentos no conlleva ningún problema de seguridad para las personas, aunque advierten que su consumo sí puede provocar algunas reacciones alérgicas.

La EFSA indica que ingerir el gusano de harina no causa problemas de salud, aunque puede provocar reacciones alérgicas en personas con alergia a los crustáceos o a los ácaros del polvo

Aunque la EFSA haya lanzado esta evaluación, el consumo de este insecto todavía no está aprobado en la Unión Europea. Después de que se haya comprobado que no supone un riesgo para la salud humana, el siguiente paso será que los expertos en el Comité Permanente de Plantas, Animales, Alimentos y Piensos realicen una votación para autorizar o no su comercialización en un plazo de siete meses.

Un insecto rico en proteínas, grasas y fibra

Según han explicado en el informe, los principales componentes del gusano de harina son las proteínas, las grasas y la fibra, por lo que podría ser una buena opción para acabar con el hambre en países desfavorecidos, como lleva un tiempo promoviendo la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

En cuanto a los posibles problemas que acarrearía ingerir estos alimentos, la EFSA indica que solo se han notificado casos de reacciones alérgicas, y creen que los principales grupos que pueden presentarla son aquellas personas con alergia a los ácaros del polvo y a los crustáceos, por lo que recomiendan tener esto en cuenta antes de comerlos.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD