PUBLICIDAD

Belleza y bienestar
Donación de sangre
La sangre no tiene sustitutos y no se puede fabricar, por eso es tan importante conseguir que las personas la donen de forma altruista. Resuelve tus dudas y hazte donante porque 'donar sangre es regalar vida'.
Escrito por Eva Salabert, Periodista experta en salud

Cómo donar sangre

Cómo donar sangre

Análisis clínico de la sangre

El proceso de donación de sangre es muy sencillo, te decimos en qué consiste, y lo que necesitas saber antes y después de donar para despejar tus dudas:

¿En qué consiste la donación de sangre? ¿Es molesta o dolorosa?

En primer lugar te harán una serie de preguntas para conocer tu estado de salud, y si has tenido alguna práctica de riesgo que desaconseje la donación, como un viaje a alguna zona del planeta donde existan enfermedades endémicas, el consumo de ciertos fármacos, etcétera. Esta pequeña encuesta tiene por objeto proteger tu salud y la de aquellos que van a recibir tu sangre, y tiene carácter confidencial.

También te harán un pequeño examen para comprobar tu presión arterial, el pulso y el nivel de hemoglobina, para descartar una posible anemia.

Si eres apto, te indicarán que te tumbes en una camilla y te insertarán la aguja para comenzar con la extracción, pero esto no resulta molesto ni doloroso, y se trata de un procedimiento muy seguro. Por supuesto, las agujas y bolsas que se utilizan proceden de envases estériles, y no son reutilizables.

Se extraen unos 450 cc de sangre, lo que lleva alrededor de diez minutos. En total, se requieren unos 25 o 30 minutos para completar el proceso, teniendo en cuenta el test y las pruebas iniciales, y el breve periodo de descanso posterior.

La sangre donada se analiza, y te enviarán los resultados de estos análisis al domicilio que hayas facilitado.

¿Qué tengo que hacer antes de ir a donar sangre?

En realidad, la donación de sangre no requiere ninguna preparación especial aunque, como recalca el Dr. Amengual, director de continuidad asistencial y responsable de las campañas de donación de sangre del Hospital Universitario La Paz, es muy importante haber desayunado o comido bien (en caso de que sea por la tarde) antes de ir a donar porque, en caso contrario, ‘se puede tener sensación de mareo y disconfort’.

No es necesario que vayas acompañado porque no te ocasionará ningún problema y, además, tras la donación, te ofrecerán algún refrigerio y una bebida para que te recuperes mejor, y te mantendrán un ratito en observación para comprobar que te encuentras perfectamente y no te mareas.

¿Tengo que tener algún cuidado especial después de donar sangre?

Aunque la donación es segura y no provoca ningún trastorno, es fundamental mantenerse hidratado en las horas posteriores a la donación, ingiriendo líquidos en abundancia para ello. Otras precauciones mínimas que se deben tomar, según el experto, son no realizar ejercicio físico en exceso ese día, y no coger peso ni flexionar mucho el brazo en el que se haya realizado la punción. En las primeras dos horas tampoco debes beber alcohol ni fumar.

¿Hay distintos tipos de donación de sangre?

Sí, aunque la habitual, y más frecuente, es la donación completa, en la que se extraen 450 cc de sangre que, como explicamos en el punto anterior, posteriormente se fracciona, con el objeto de poder utilizar sus diferentes componentes –glóbulos rojos, plaquetas y plasma– en diversos tratamientos.

Otra posibilidad es lo que se conoce como donación autóloga, que es cuando el propio paciente, antes de someterse a una cirugía, dona su sangre para poder disponer de ella si es necesario. Esto tiene una ventaja, y es que el paciente no generará anticuerpos contra su propia sangre.

Existe también lo que se conoce como donación dirigida, que consiste en seleccionar a donantes específicos cuya sangre servirá para ayudar a pacientes que, por su fisiología o la enfermedad que padecen, precisan que la sangre tenga unas características concretas.

La donación selectiva o por aféresis es aquella en que el donante dona solo una parte de los componentes sanguíneos –glóbulos rojos, plaquetas o plasma–, mientras que el resto regresan al donante. Normalmente se hace para donar plaquetas.

Actualizado: 25 de Noviembre de 2017

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD