Las personas impulsivas tienen tendencia a comer menos saludable

Ser una persona con un rasgo de personalidad impulsivo podría aumentar la predisposición a adherirse a un tipo de dieta menos saludable y a presentar mayores dificultades para seguir una alimentación sana, según un estudio español.
Escrito por: Natalia Castejón

02/09/2022

Persona hablando a gritos por el móvil

Hay personas que tienen más predisposición que otras a seguir un tipo de dieta considerada como sana, ahora un estudio realizado por miembros del área de Obesidad y Nutrición del CIBER (CIBEROBN), de la Unidad de Nutrición Humana de la Universidad Rovira i Virgili (URV) y del Instituto de Investigación Sanitaria Pere Virgili (IISPV), ha descubierto que esto podría estar condicionado por la impulsividad del individuo.

PUBLICIDAD

La investigación, publicada en el International Journal of Behavioral Nutrition and Physical Activity, encontró que las personas con un alto rasgo de personalidad impulsivo tienen mayores dificultades para seguir unos patrones dietéticos saludables y son más proclives a seguir una dieta poco sana con el tiempo.

Estos resultados se han basado en los datos obtenidos en un seguimiento de tres años hecho en 460 participantes voluntarios pertenecientes a cuatro centros de investigación españoles. En ellos se analizó su comportamiento impulsivo y el tipo de alimentación que llevaban, si era más o menos saludable.

Prisa por ingerir alimentos poco sanos y falta de planificación

Concretamente, los patrones dietéticos saludables analizados fueron ocho, que están destinados a reducir la hipertensión, el riesgo cardiovascular, el colesterol, el declive cognitivo y a aumentar los niveles de sostenibilidad del planeta. En cuanto a los patrones alimenticios no saludables fueron dos los analizados.

Las personas impulsivas podrían comer peor por la prisa en ingerir alimentos poco sanos y la falta de planificación de menús sanos

Los hallazgos indicaron que las personas que tenían una personalidad más impulsiva, es decir, las que tenían mayor urgencia por responder a sus emociones y presentaban peor planificación, mostraban más dificultades a la hora de seguir un tipo de dieta saludable enfocado a la reducción de la hipertensión, colesterol y enfermedades cardiovasculares.

PUBLICIDAD

“Estos patrones dietéticos saludables contienen menos carne roja y procesada, y menos hidratos de carbono refinados, siendo para estas personas más impulsivas más difícil de restringir estos alimentos ya que usualmente son valorados como más deseables, poniendo de manifiesto su urgencia por ingerirlos”, explican desde el CIBEROBN.

Era precisamente esa prisa por ingerir estos alimentos, sumado a la imposibilidad de planificar otras opciones sanas, lo que creen los investigadores que podría ser la causa de la mayor adherencia a las dietas insanas de las personas impulsivas.

PUBLICIDAD

Actualizado: 2 de septiembre de 2022

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD