PUBLICIDAD

Tilo, el árbol que tranquiliza
Las infusiones de tila se asocian a la forma más tradicional y natural de combatir los nervios, pero las flores del tilo tienen también propiedades hipotensoras, digestivas o expectorantes, y ayudan a aliviar la migraña.
Escrito por Jordi Cebrián, Periodista especializado en plantas medicinales

Propiedades y beneficios del tilo para la salud

Actualizado: 11 de noviembre de 2019

Las flores de tilo se destinan principalmente a aliviar los estados nerviosos, en un cuadro amplio de afecciones de esta índole, pero no son menos importantes sus aplicaciones en otros campos de la salud, como en seguida veremos.

Y es que a la tila se le atribuyen propiedades relajantes, ansiolíticas, hipotensoras, como hipoviscosizante sanguíneo, antimigrañosas, antiespasmódicas, vasodilatadoras, diuréticas, depurativas, demulcentes (protege las mucosas), expectorantes, diaforéticas (aumenta la producción de sudor), digestivas y antisépticas.

Las aplicaciones y beneficios de los remedios con tilo se resumen en este cuadro:

  • Actúa como un suave relajante sobre el sistema nervioso central, con una leve acción ansiolítica, que será desigualmente útil para unos y otros. Se recomienda para aliviar estados de ansiedad leve, la irritabilidad nerviosa, la presencia puntual de tics nerviosos y el insomnio, cuando no es persistente o agudo.
  • Supone un apoyo natural nada desdeñable para tratar la tensión alta, que se puede compatibilizar, si es necesario, con la medicación farmacológica. Se le atribuye una notable función hipotensora e hipoviscosizante (ayuda a evitar trombos).
  • Cuando se toma de forma más o menos sistemática, puede ser un aliado natural para evitar la aparición de problemas coronarios y para prevenir tromboembolismos y la arteriosclerosis.
  • Se considera un buen remedio para atacar los síntomas de la migraña con o sin aura y otras cefaleas, como el dolor intenso en un lado de la cabeza o en la frente, el dolor pulsátil –cuando notas las pulsaciones–, el dolor desencadenado por la exposición continuada a la luz solar o artificial, o bien el mareo, los vómitos, la sensación de indisposición digestiva y la inestabilidad que pueden venir asociados.
  • Puede ayudar a aliviar la migraña desencadenada por alteraciones hepatobilares o por problemas de la digestión.
  • Los remedios con tila se recomiendan también por su eficacia notable como relajante muscular, tras el agotamiento deportivo, la migraña provocada por la actividad física intensa, los dolores musculares y la presencia de ácido lácteo o agujetas.
  • La abundancia de mucílagos explica su importancia como planta demulcente y balsámica, adecuada para el tratamiento de resfriados largos, estados gripales y para combatir la congestión nasal, el dolor de garganta, la carraspera y la tos irritativa. Algunos estudios dan cuenta de la posible eficacia del efecto sudorífico de las flores de tilo para favorecer la bajada de la fiebre y aliviar la congestión nasal en episodios gripales.
  • Se comporta como un diurético de gran eficacia, que explica su acción hipotensora y que puede ayudar a mitigar la retención de líquidos y a favorecer la pérdida de peso.
  • Por su función antiespasmódica y la comentada acción como relajante muscular, se revela como un buen aliado de la salud de la mujer, para afrontar las molestias de la menopausia y algunos síntomas de la menstruación, como es el dolor en la parte inferior de la espalda y el dolor de cabeza.
  • La infusión de tila se daba también para aliviar la pesadez estomacal, para combatir las indigestiones, las náuseas y la infección gástrica.

Precauciones con el consumo de tilo

Los remedios con tilo son básicamente seguros y aptos para todos los grupos de edad. Como medida de prudencia se advierte que su toma puede no ser recomendada, o en todo caso de forma restringida, en los siguientes supuestos:

  • Hipotensión aguda, para no agravar la situación.
  • En caso de obstrucción de las vías biliares.
  • Si se están tomando medicamentos anticoagulantes. En tal caso, será el médico especialista quien deba considerar si es o no prudente simultanearlos.
  • Por otro lado, se han descrito algunos casos de reacción al polen de las flores de tilo por parte de personas alérgicas, con aparición de urticarias, picor en manos y brazos, o conjuntivitis, pero se trataría de una situación rara y extrema.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD