Los jóvenes que fuman son más vulnerables a tener un COVID-19 grave

Según un reciente estudio fumar es el principal factor de riesgo para desarrollar una forma de coronavirus grave en la población joven, pues prácticamente el 100% de los fumadores entre 18 y 25 años son vulnerables a un COVID-19 severo.
Escrito por: Natalia Castejón

14/07/2020

Los jóvenes que fuman son más vulnerables a tener un coronavirus grave

Ya se sabe que fumar es uno de los principales riesgos para contraer y propagar el coronavirus, pero además aumenta el riesgo de que el COVID-19 se presente de forma grave, al parecer especialmente en los jóvenes fumadores. Así lo ha revelado un estudio llevado a cabo por miembros del Hospital Infantil Benioff de la Universidad de California (EE.UU), que ha encontrado que prácticamente el 100% de ellos son vulnerables a desarrollar la enfermedad de una manera severa.

La investigación, que se ha dado conocer en el Journal of Adolescent Health, ha analizado la salud de más de 8.400 jóvenes entre 18 y 25 años fumadores y no fumadores infectados con SARS-CoV-2. Para ello se midió el asma, la diabetes, las condiciones cardiacas, inmunológicas, hepáticas y la obesidad durante un periodo de 30 días.

La vulnerabilidad médica al COVID-19 fue de un 16,1% más alta en los no fumadores frente al 31,5% del total de participantes

Los resultados indicaron que el impacto del tabaquismo fue superior a otros riesgos menos comunes, indicando que el 100% de los fumadores eran vulnerables a un COVID-19 grave. Además, encontraron que la vulnerabilidad médica a esta enfermedad fue de un 16,1% más alta en los no fumadores frente al 31,5% del total de participantes (33% en el caso de los hombres y un 30% en el de las mujeres).

Ser joven no te protege de enfermedades graves

Sally Adams, principal autora del estudio, ha declarado que el tabaco está asociado a una mayor probabilidad de COVID-19, además de una mayor gravedad de la enfermedad, entrada en la unidad de cuidados intensivos (UCI) o de muerte. La investigadora hace hincapié en este resultado porque cree que aunque los adultos jóvenes tengan generalmente tasas más bajas de enfermedades crónicas no son conscientes de que el tabaquismo puede tener efectos significativos en su salud.

Ser joven no te protege de una enfermedad grave, esa es la principal conclusión que quieren divulgar los investigadores, pues aunque el coronavirus parece que afecta más a las personas mayores, desde los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) indican que la brecha de casos entre los mayores de 65 años y los más jóvenes se está reduciendo. Según exponen, a finales de junio hubo un aumento del 299% en hospitalizaciones de adultos jóvenes en Estados Unidos en comparación con un 139% más de adultos mayores, por lo que no se debe bajar la guardia.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD