Monedas y billetes tienen un riesgo bajo de transmitir el coronavirus

Los billetes y monedas pasan de mano en mano y aún se desconoce su papel en la transmisión del coronavirus. La OMS dice que el riesgo de infectarse con ellos es muy bajo, pero aconseja lavarse bien las manos después de tocarlos.
Escrito por: Natalia Castejón

13/03/2020

Monedas y billetes

Si hay algo que compartamos todos en nuestro día a día son los billetes y monedas, que incluso pueden intercambiarse en los diferentes países de la Unión Europea. Si ya eran considerados como un nido de microorganismos, ahora asalta la duda de si podrían ser un foco de infección del coronavirus.

Lothar Wieler, director del Instituto Robert Koch (RKI) –centro nacional responsable de coordinar la lucha contra enfermedades en Alemania– ha expuesto que el manejo de los billetes no supone un riesgo particular de contagiarse con SARS-CoV-2, pues el principal riesgo radica en las gotas o aerosoles de saliva de los infectados. En la página web de la Organización Mundial de la Salud (OMS) no se hace referencia a que estos objetos sean un foco de transmisión, pero sí a que el riesgo de infectarse por tener contacto con monedas, billetes o tarjetas de crédito es muy bajo.

Algunos países como Corea del Sur, Estados Unidos o Hungría, están empezando a poner en cuarentena al dinero, por si tuviese rastros del SARS-CoV-2

Aun así, Fadela Chaib, portavoz de la OMS, ha explicado a Maldita Ciencia que desde la organización no se ha dicho que los billetes transmitan el COVID-19, sino que es recomendable lavarse bien las manos después de tener contacto con el dinero, especialmente si se tienen alimentos en las manos o si se está comiendo, pero solo como medida de prevención.

Algunos países comienzan a lavar billetes

A pesar de estas indicaciones, algunos países han decidido tomar cartas en el asunto y empezar a desinfectar sus billetes nacionales. Es el caso del Banco Central de Corea del Sur, que ha puesto en cuarentena los billetes durante unas dos semanas para poder así acabar con los posibles virus que haya en ellos; los han lavado a altas temperaturas, e incluso han quemado algunos como medida extrema para detener el brote.

En Estados Unidos también se ha comenzado a poner en cuarentena el dinero procedente de Asia como medida de precaución antes de ponerlo en circulación en el país. Por su parte, el Banco Nacional de Hungría (MNB) ha hecho lo mismo, empaquetando los billetes de forinto y las monedas para almacenarlas en un contenedor durante dos semanas; posteriormente se les someterá a un tratamiento térmico de entre 160ºC y 170ºC. Se trata del primer país de Europa que toma estas medidas de desinfección del dinero.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD